1 mar. 2012

A veces lloramos no porque seamos débiles, sino por que llevamos mucho tiempo siendo fuertes

No hay comentarios:

Publicar un comentario